topmenu

Gestiona radio: entrevista para el día mundial del ahorrador

El 31 de octubre, día mundial del ahorro, me entrevistaron en Gestiona Radio. Me encantó una de las preguntas: ¿qué errores cometemos típicamente los españoles al ahorrar?

Estos son los tres errores típicos del español al ahorrar:

Error 1: Ahorrar al final de mes

Gestiona RadioUn 83% de las personas querrían ahorrar más cada año pero no lo consiguen y la razón es muy simple, están cometiendo el error más extendido: dejar el ahorro para lo último, ahorrar a final de mes. Es muy típico ir gastando el sueldo cada mes y uno o dos días antes del día 30 ver el saldo que queda en la cuenta y ahorrar esa cantidad. El problema es que la mayoría de veces sobra entre poco y muy poco porque, queramos o no, terminamos gastando lo que tenemos. El ser humano está programado para buscar la recompensa inmediata y en la sociedad actual ésta pasa por gastar y consumir.

Hay demasiadas tentaciones como para no caer en alguna de las trampas que salen a nuestro paso cada mes, demasiadas opciones como para fiarlo todo a tu fuerza de voluntad. ¿La solución? Es más sencilla de lo que crees y tiene un nombre: preahorrar.

Preahorrar consiste en pedirle a tu banco que todos los primeros de mes separe una parte de tu sueldo y la ponga automáticamente en una cuenta de ahorro. Se trata de evitar que el dinero llegue a nuestro bolsillo, porque una vez que esté ahí… ¡sabemos que será muy difícil no gastarlo!

Aquí puedes ver más detalles sobre el preahorro.

Error 2: Confundir ahorrar con cazar gangas

Encontrar una oferta nos hace sentir bien, creernos más listos que la media y además pensar que estamos gestionando bien nuestro dinero, que somos buenos ahorradores. Nada más lejos de la realidad. En todo caso podremos ser buenos gastadores, pero no ahorradores porque a fin de cuentas lo que estamos haciendo es incurrir en un gasto.

La trampa de las gangas, da igual que se trate de un cupón de descuento o un 3×2, es que nos empujan a consumir, a seguir gastando, pero no nos ayudan a gestionar bien nuestro dinero. De hecho, no tienen nada que ver con la gestión financiera.

Error 3: Ahorrar sólo para el corto plazo

Pocas personas empiezan a ahorrar para pagar su casa sin hipoteca -ahorro a largo plazo- o para tener más libertad financiera. Por el contrario, es fácil que ahorren para irse vacaciones, para comprarse la consola que quieren, cenar en un restaurante exclusivo, tener el nuevo iPhone y, en general, para cualquier cosa que se pueda conseguir en un corto espacio de tiempo de no más de tres o cuatro meses.

Actuamos de este modo porque la recompensa suele estar cerca y así es fácil mantener el pulso ahorrador y la tensión que muchas personas necesitan para continuar con este esfuerzo. Pero al igual que ocurre con las dietas, con el ahorro lo que cuenta también son los hábitos, porque es una carrera de fondo. Si no se sostienen las buenas prácticas financieras es fácil volver a gastar de más. Precisamente por eso funciona tan bien preahorrar.

Además, si sólo ahorras a corto plazo te estás perdiendo la fuerza del interés compuesto, que es lo que de verdad hará crecer tu dinero. Para que el interés compuesto opere su magia necesita tiempo, cuanto más mejor.

 
Sin comentarios todavía.

Deja un comentario